La “Quintaescencia”

0
El conocimiento de estas relaciones legítimas supusieron en el año 1978 el nacimiento del llamado sistema ontogenético de los programas especiales con sentido biológico (SBS) de la naturaleza. Luego, siguieron en este orden:
* Regla Férrea del cáncer
*La ley de las dos fases de todos los SBS de la naturaleza, siempre que exista solución del conflicto (CL)
* El sistema ontogenético de los SBS de la naturaleza (llamado también el compás de la Nueva Medicina Germánica)
* El sistema ontogenético de los microbios, la primera clasificación sistemática de toda la medicina.
Finalmente, la corona va para la Quinta ley biológica, la “quintaesencia”: “La ley que consta de la comprensión de cada “enfermedad” como una parte de un programa con sentido biológico (SBS) de la naturaleza”.
Cuando consideré por separado las enfermedades de las capas germinales, noté que obviamente tienen un sentido biológico. Me di cuenta que las enfermedades no representan un error sin sentido de la naturaleza que debemos combatir, sino que cada enfermedad es un suceso significativo, por lo que me vi forzado literalmente a hacerme las siguientes preguntas:
* ¿Qué es lo que causa esta “enfermedad”? * ¿Cuál es el sentido biológico que tiene?
Mi tarea fue demostrar que el sentido biológico de las enfermedades depende de las capas germinales. Esto es extremadamente importante e incluso es uno de los pilares centrales para la compresión de toda la Nueva Medicina Germánica. A partir de esto, me fue revelado un conocimiento nosológico completamente nuevo del anterior término “enfermedad”. Por esta razón, tomando esta perspectiva no deberíamos hablar ya de “enfermedad”, sino de un Programa Especial con Sentido Biológico (SBS). El inicio de este programa especial, el DHS, es un proceso significativo para desencadenar este SBS. Evidentemente, tiene un significado decisivo el que ya no veamos a las presuntas enfermedades como “maldad”, lapsos de la naturaleza o castigos de Dios, sino como parte o fases de nuestro Significativo programa biológico especial, de ahí proviene en sentido biológico que cada SBS contiene.
Este conocimiento dio inevitablemente como resultado la Quinta Ley Biológica de la Nueva Medicina Germánica, la Quintaesencia: “La ley que consta de la comprensión de cada “enfermedad” como una parte de un programa especial con sentido biológico (SBS) de la naturaleza”. La quinta ley biológica quintaesencia es, como habíamos dicho, casi la corona de la Nueva Medicina Germánica. No sólo nos da el sentido biológico para todos los procesos de la Ciencia Curativa Germánica en general, sino también en particular el sentido biológico de cada SBS, ya sean constelaciones (=varias SBS en distintos lados del cerebro), síndromes, etc. Podemos ver que en la naturaleza no hay nada que no tenga sentido, por el contrario: todos los procesos biológicos son significativos y también los sentidos interconectados son significativos.
Si ahora se entendiera la Germánica (desde hace 29 años), una de estas relaciones sería casi evidente. Sin embargo, no falta mucho para que todos los procesos biológicos sean observados por la lente de de los religiosos (judíos y cristianos) y clasificados como “buenos” y “malos”. A causa de los diagnósticos religiosos por parte de sinagogas o iglesias (sólo para los no judíos), fallecieron 2,5 mil millones de personas en todo el mundo en los últimos 29 años, desde que la Nueva Medicina Germánica fue reprimida. Se nos ha inculcado que la naturaleza en sí misma no tiene sentido y que es “pecadora”.
La quinta ley biológica representa la liberación de esta ilusión médica/religiosa. La madre naturaleza absolutamente no comete errores, excepto supuestos como, por ejemplo, que un pequeño corcino sea devorado por un zorro. El sentido biológico se encuentra en la prevención de sobrepoblación de corzas. Si nos ponemos a pensar en que todas las generaciones de médicos han intentado desde hace siglos ejercer esta absurda medicina religiosa, entonces podemos concluir que es un camino que ya no debemos seguir. Es algo maravillosa ver cómo en la naturaleza todo tiene sentido y todo sentido significativo se complementa. Esa es la Quintaesencia. Muchos empiezan su iniciación a la Germánica con la quinta ley biológica. Para los más avanzados en la Germánica también es, sin embargo, interesante ver cómo las primeras 4 leyes biológicas pueden llevar a la Quintaesencia. Ambas son correctas (quintessentia = quinta esencia).
Dr. Hamer, cáncer de mama
COMPARTIR EN REDES.

Comments are closed.